Gracias por venir.


Gracias por pasar por aquí.

El amor es esa enfermedad incurable,
que produce estados de dulce melancolía
y de sueños despiertos.
Dejo aquí mis síntomas, en forma de poemas,
escritos, dibujos, canciones...

Estás en tu casa. Ponte comod@.
Me gustan las críticas sinceras.
Espero que disfrutes.

miércoles, 19 de septiembre de 2012

Aceptamos orgasmo



Tendría que desandar varias vidas, para tantear el punto del que quisiera partir.
Con los recuerdos obtenidos de las migas de los sueños, de los golpes del destino y de las almas conocidas. No me queda más remedio que aceptar que ya he vivido antes y que el tiempo no es lineal.
Se entretejen mis vidas y confluyen en territorios, estremecimientos y personas amadas. Creando, en ambientes que recuerdo, posibilidades nuevas de resolución que desconozco.
Aunque no olvidé nunca los resultados de los reencuentros contigo.

Me sumerjo sin oxígeno en un dilema. Mil y mil veces mil, he sentido por ti lo que ahora siento. He estado contigo en la situación en la que ahora me encuentro y los desenlaces han sido muy distintos. De nuevo te hallé y sé como acaba la leyenda.
Reconozco tu rostro y otras partes de tu cuerpo y tú lo sientes.
Qué me dices de tu túnica de gasa, de tus trenzas de carbón, de tus ventanas ovales, de tu barca junto al río, de tu turbante de seda, de tus cojines mullidos, de las risas, de los llantos, de las caricias…
Qué me dices de tus máscaras, de tu pecho mágico y precioso, de mi muerte y de tu llanto, de mi lamento y tu consuelo.
Si me escondiste en tu divinidad entonces, porqué no lo vas a hacer ahora.
Y si yo por ti perdí la vida. Cómo no lo haría ahora que conozco la estructura del sueño que tejiste en mis venas.

Ya te encontré. Sé cómo acaba esta historia. Me muero por ti. Pero me pregunto si quiero que mueras conmigo. Y dudo por lo aterrador de esta muerte. 
También por que, o agonizamos por amor, o no hemos vivido ni una pizca de eternidad. De esa infinitud que tenemos que ganar a pulso muerte tras muerte. Y conste que aceptamos orgasmo como suicidio conjunto. Pero no aceptamos sufrimiento, ni queremos mártires que no sean inmolados por amor.

No fue fácil llegar a reconocerte. 
Tras media vida buscando y errando una vez tras otra, cuando ya había abandonado la esperanza y dejaba que mis pies eligiesen camino por mí, vi tu alma sentada en el banco de piedra que hay frente a la fuente del Parque de los Amantes.
Repasabas los poemas de un libro de tapas azules. Sé que eran versos porque leías en voz lo suficientemente alta para que pudiese reconocer trovas mías. Aunque lo apasionadamente baja para reforzar mi sospecha de que bajo aquel cabello rubio y rizado estaba tu esencia.
No habitaba en la Tú que había en mi mente. Pero la luz deslumbrante, esa que quizá sólo podían ver mis amores, esa que tantas veces me había cegado. Revoloteaba bajo un vestido azul, un poco abultado en tu entrepierna por unos dedos húmedos, tuyos, naturales, certeros en tu placer y en el mío.
Zapatos azules y sombrero a juego, sobre el que se balanceaba un cobrizo pétalo de otoño. Tan hermoso como inoportuno.

Tus ojos, a juego con la indumentaria, me confundían. Aunque hubiese cambiado todo en ti, eras Tú. 
No obstante la mirada cobalto, mimetizada con el cielo, con tu ropa, con la fuente y con mis palabras, no tenía espejos y eso me inquietaba. 
Tantas veces me dormí reflejado en tu iris azabache. Tantas veces penetró tu pupila, convertida en lienzo, la mía ilusionada. Que ahora, una imagen transformada por lágrimas  transparentes era un hueco vacío.
Hasta que de tanto mirar tu deseo, te fijaste en mí:


-Hola mi vida. ¿Me follas?

jueves, 13 de septiembre de 2012

Premio Liebster Award

                               




                          Gracias Alicia



Normas:
El que recibe el premio debe escribir 11 cosas sobre si mismo. 
Deberá responder a las 11 preguntas que le ha enviado quien le ha nominado.
Deberá crear 11 preguntas para que respondan sus nominados.
Los nominados deben confirmar que han recibido la nominación.
La nominación no puede repetirse, es decir, los nominados no pueden enviar de vuelta la nominación a quien ya los ha nominado anteriormente y deben tener´"Menos de 200 seguidores".

ONCE COSAS SOBRE MÍ:
  1. Tengo dos hijos maravillosos.
  2. Estoy enamorado.
  3. Me gusta hacer retratos a lápiz.
  4. Los días de luna llena no puedo dormir (solo).
  5. Perdono y olvido con mucha facilidad.
  6. No veo televisión.
  7. Me subleva la injusticia.
  8. Me encanta la montaña en primavera y el mar en invierno.
  9. Nunca discuto.
  10. Odio los pijamas.
  11. Me encanta tomar helado en la cama.
PREGUNTAS DE ALICIA:
  1. ¿Crees en el amor? - Es lo único en lo que creo.
  2. ¿Qué es lo que más te gusta de la vida? - Practicar mis creencias.
  3. Tu libro favorito. - Elegir uno es muy difícil. Quizá "El lobo estepario" de Hesse.
  4. ¿Qué sientes cuando escribes? - Alegría enamorada o tristeza enamorada.
  5. ¿Dónde vives? - Depende de qué día...
  6. ¿Te gustaría conocer a algún escritor/a? - A muchos, pero me arrepiento de no haber tenido una charla con Gloria Fuertes cuando tuve la oportunidad.
  7. ¿Qué música escuchas? - Absolutamente todo, pero para abreviar, Mozart y Muse.
  8. ¿Cuándo descubriste tu pasión por escribir? - Cuando empecé a emborronar los cuadernillos "Rubio".
  9. ¿Sobre qué te gusta escribir? - Sobre amor.
  10. Animal favorito. - El unicornio azul.
  11. ¿Porqué escribes? - Por egoísmo.
MIS NOMINADOS:

  • monynabald.blogspot.com.es
  • midulcedesafio.blogspot.com.es
  • genessis-genesi.blogspot.com.es
  • auroratrisconsentimiento.blogspot.com.es
  • claribel-serenidad-claribel.blogspot.com.es
  • rincondemoon.blogspot.com.es
  • wwwsieteblancos.blogspot.com.es
  • lur-wwwlurmiblogcom.blogspot.com.es
  • mismediasmentiras.blogspot.com.es
  • pasosdiletantes.blogspot.com.es
  • entresorbos.blogspot.com.es
LAS PREGUNTAS PARA MIS NOMINADOS:
  1. ¿Qué es lo mejor que te ha pasado?
  2. ¿Cuándo escribes?
  3. ¿Dónde escribes?
  4. ¿Qué música escuchas?
  5. ¿Si pudieses elegir vivir en otra época y lugar, dónde y cuándo?
  6. ¿Qué es lo que no soportas?
  7. ¿Eres feliz?
  8. ¿Dónde vas a relajarte y tomar una copa?
  9. ¿Qué valoras en tu pareja?
  10. ¿Qué haces cuando no puedes dormir?
  11. ¿Qué personaje famoso de cualquier tiempo te gustaría ser?
GRACIAS POR PARTICIPAR. ABRAZOS Y MI ADMIRACIÓN A TOD@S.

viernes, 31 de agosto de 2012

Concierto sentido


Tres cuartos de luna cándida
Ansían abrirse paso
Entre llenas lunas excitadas
Sugeridas por focos de agua clara

Tres cuartos de ardor encendido
De pasión de colores arrogantes
Entre humo música y fantasmas

Mil personas invisibles rodean
Un abrazo intenso alegre pleno
Casi dolorido de suavidad enmarcada

Tú estremeces tus caderas lentamente
Sin la prisa que aprisiona los momentos
Yo sigo tu cadencia delicada

Abrazado a tu emoción y a tus sentidos
Por debajo de tu blusa y de tu alma
Acarician mis manos sinceras
Piel de pétalos de rosa blanca

Sintiendo lo que sientes
Diciendo lo que dices
Bailando lo que bailas

Sin ver lo que tú ves
Sin tener lo que tú tienes
Sin amar lo que tú amas

Se unen nuestros labios
Nuestras bocas se susurran
Las estrofas al oído
Abrumado de guitarras

No pensé que una canción de amor
Te volviese tan descubierta
De haberlo sabido te hubiese cantado
Trece trovas inflamadas

Para apreciarte niña satisfecha
Tanto como te siento esta madrugada.

viernes, 24 de agosto de 2012

Humedades

Quiero saber llevarte a ese Mar con el que sueñas
Que seas delfín entre espuma de amores azules   
te mezas a veces calma y a veces embravecida
así como eres Tú cuando se mezclan las miradas
Sorpresa de rumores de bahía o de arrecife en plena marejada

Deseo que te sientas confortada desbordada de cariño alborozada
rotunda de ternuras desde el pie hasta el firmamento
para que en la humedad que te acompañe y te emocione
exista algo de mí que te desee Agua salada repentina
Que seas Pececito de colores tan bella que no exista más remedio 
que desearte y perseguirte para hacerte feliz como anheles

Imagino ser capaz de transformarme en pizca de mar
que envuelva tu cuerpo suave y se introduzca por tus huecos
sempiterno amante de tus interioridades mágicas 
deseosas de cantar tantas canciones marineras a la luna
hinchada de deseos oportuna casi siempre en la ola de los amantes
o en la cama de humedades que propones.

miércoles, 15 de agosto de 2012

Vengo a desnudarme

Vengo a buscarte al escondite íntimo
donde ocultas tu cuerpo trémulo y proceloso  
A aquel cofre del que me diste lasciva esta llave
promesa arco iris de finas lluvias de risa

Vengo a tu encuentro confuso juglar de madrugadas 
Los cascabeles del deseo tintineando en mi mirada
acordes de laúd sobre tus senos de incienso y luna
la vida hecha canción y susurrada a tu almohada

Vengo a devolverte lo que tan cruelmente te sustraje
A mirar desde tus ojos imposibles aventuras fabulosas
convertirlas en reales de tu mágica mano diamantina
ofrecerte esta espada recién forjada con acero de mi alma

Vengo a recitarte el más fino cristal de los versos
A que observes a través de mi locura la cordura de otra vida
confesarme humano pero humano enamorado
Sólo a que me dejes abrazarte mientras quieras

Vengo a desnudarme que me mires y me veas.

domingo, 8 de julio de 2012

Te soy infiel

Te traiciono contigo mientras duermes
porque antes de evocarte rozo con los ojos
tu rostro tranquilo de aguas transparentes
tu cuerpo tierra mojada y chocolate
los sagrados frunces de tu coño manuscrito


Te engaño contigo cuando entre humedades
te sueño la boca tensa recién reída de amores
de abrazos fieros fabulosos diferentes
de muslos de presa enamorados


Te soy infiel contigo y en tu ausencia
paseo de la mano indiscreta de tu aroma
Hay quien me ha visto besar tus lágrimas amor que vuela
Me acuesto con otra tú la penetro
y me haces Tú el amor apenas llegas


Te soy desleal cuando te escribo poemas
porque nunca hablo de ti ojalá supiera.

martes, 3 de julio de 2012

Vayámonos

Vayámonos, amor de tanta pena,
a respirar colores más vivos
a libar la trémula vulva de la luna
Que encanezcan nuestros corazones
bailando mares
Ya fue bastante
Vayámonos
como se ha ido el sol
Vayámonos Amor, de tanta pena.

miércoles, 27 de junio de 2012

Azul cielo

Desapareció tu bosque Hoy he estado
mirando las ramas obscenas de los besos
caminando la tierra herida y pobre
buscando cauces de ríos que fueron tuyos
Ni musgo queda


Desapareció tu playa Hoy he nadado
la espuma que mancharon nuestros cuerpos
Buceando las aguas rotas y salvajes
Esperando la arena que te atestigua
Ni un grano queda


Desapareció tu calle He deambulado
por barrios donde encontré tus fantasmas
Doblando esquinas y miradas con los dientes
Rastreando edificios y sus sombras viejas
Ni un portal queda


Desapareció tu cielo Cielo y con tu cielo
el cielo de tus ojos color cielo
Azul es Nada.

lunes, 18 de junio de 2012

Sin as de corazones

     Soledad estaba durmiendo y se murió. Por las buenas. Como si hubiese decidido pasar de una pesadilla a un sueño sin despertar. Quizá porque cada vez que abrió los ojos, mientras fue una viva, se llevó una hostia, o tres, o trece.

     Angustias contaba a a las vecinas que su hija se había muerto aposta, pero sin querer.
-Pero mujer- le preguntó la portera -Alguna enfermedad mala tendría. Yo siempre la veía pálida, triste y ojerosa, como a ti-.
-Pues claro que tenía una enfermedad bien mortal- contestó la mujer señalando la calle, mientras se le encendía el rostro -Manolo. El hijo de puta de Manolo, se llamaba su mal-.
-¡Buena estás! Si al Manolo ni se le siente al bendito hijo mío. Y con lo que hemos hecho por tu Soledad-.
-¡Mira que te atizo!- dijo Angustias levantando el bolso.
-Tú, desde que saliste de la cárcel estás aún peor. ¡Asesina!-.
Y Angustias atizó.
Y cuando la portera la llamó puta loca, volvió a atizar.
Y antes de subir al piso de su hija,  volvió a atizar.

     Tenía Soledad seis años cuando, un día caluroso de primavera, casi a final de curso, tuvo que ir a la escuela con unas preciosas manoplas rosas de lana, regalo de su padre. Lo que más le dolió no fueron las risas de sus compañeros, sino que la maestra le pidiera que se las quitase.
-No puedo, señorita- dijo la niña sollozando- mi papá dice que si me las quito me cortará las manitas-.
-Anda cariño, sé buena- y cariñosamente, la maestra se las sacó, al tiempo que gritaba ante la visión de la masa informe de ampollas que supuraban entre el pésimo vendaje.
     Su padre le había metido las manos en agua hirviendo, cuando la sorprendió jugando con los cigarrillos que andaba buscando.

     Tras nueve operaciones en nueve años de sufrimiento, sus manos no parecían manos, aunque logró recuperar la movilidad en algunos dedos -Suficiente para lo que vas a hacer con ellas- le dijo en alguna ocasión Manolo. Su madre fue a prisión, aunque logró recuperar algo de resuello, y su padre fue a la tumba, donde recuperó su esencia pútrida.

     Tenía Soledad dieciséis años cuando un día caluroso de primavera, casi a final de curso, un Sábado en que su novio la dejó sola en mitad de uno de sus paseos, para ir al bar; decidió acercarse hasta casa de su primo Luis con el que acostumbraba a jugar desde que eran niños.
     Se sentaron al pie de un almendro, al que no le quedaban flores, y andaban charlando y riendo cuando apareció la figura de Manolo, tambaleante, con una sonrisa torcida.
-¡Puta!¿No tuviste bastante ayer?-farfulló mientras trataba de quitarse el cinturón.
Luis se tiró contra él pero, aun borracho,  Manolo era más fuerte y Luis recibió un par de puñetazos en el rostro que le dejaron inmóvil junto al árbol.
    Soledad no lloraba, mientras recibía un correazo que se le marcó en el pecho, otro latigazo que le partió los labios y un golpe con la hebilla que le hizo perder la visión de su ojo derecho para siempre. - Con uno tienes suficiente para lo que tienes que ver- le dijo Manolo en alguna ocasión.

     Soledad nunca volvió a mirar a nadie, llevó la  media mirada fija en el suelo, junto a sus pies.
Nadie volvió a escuchar jamás su voz.
     Angustias recriminó a su hija, en una visita de ésta a la cárcel, que se fuese a casar con el cabrón que tenía por hijo la portera pero, por aquel entonces, Soledad no estaba ya en el mundo. Sólo estaba su cuerpo maltrecho. El resto había fallecido a golpe de cinto y puño.

     Tenía Soledad veintiséis años cuando, un caluroso día de primavera, casi a final de curso, se dejó vestir de blanco por la portera y sin saber cómo; con un precioso velo que le cubría el ojo vacío y la calva de una cicatriz que le dejó un botellazo, con unos elegantísimos guantes inmaculados que ocultaban sus atrofiadas manos, con una sonrisa descendente y perpetua que le había dejado la desesperanza; se encontró junto al altar con Manolo.
-Sí, quiero- negó con la cabeza.
     Esa misma noche su reciente marido, beodo, la violó con tal saña que su sexo murió, mientras le pegaba, con violencia inaudita, a cada mudo quejido.
     El día más feliz de su vida, le dejó como recuerdo un anillo incrustado entre  bultos, una cara de exquisito color cárdeno y un dolor imposible.
     
     Cuando Angustias salió de prisión, lo primero que hizo fue ir a ver  su hija, cuyo aspecto le hizo llorar y, sentada a su lado, cogiéndole una deforme manita le dijo - Mi niña, cada uno nacemos con una baraja y en las nuestras había más de un as de bastos y ninguno de corazones.  Vendrás conmigo lejos de aquí y aprenderemos a soñar de nuevo-.
     Angustias se marchó, antes de que llegase Manolo de trabajar, prometiendo volver al día siguiente a por su hija.

     Soledad se desnudó y se acurrucó entre las sábanas, cerró los ojos, y se agolparon en su sueño los besos de su padre, los juegos con él en el parque, las caricias y las risas de su Manolo corriendo con sus hijos de la mano, su querido escenario y sus conciertos al piano.

     Cuando llegó Manolo, intentó despertarla de un cariñoso mamporro que le saltó algún diente, pero no lo logró y, asustado, salió en busca de una botella.
     Antes de cruzar la calle alguien le descerrajó un tiro en plena cara que le derribó agonizante sobre la acera.
     Angustias colocó el arma en la mano de él y entró en el portal.

     Soledad estaba durmiendo y se murió. Por las buenas. Como si hubiese decidido pasar de una pesadilla a un sueño sin despertar, quizá porque su baraja no tuvo un as de corazones.     

     

martes, 12 de junio de 2012

Discúlpame si estoy triste

Ya lo ves estoy triste
Quizá porque quisiera ofrecerte algo que no tengo
porque leo en tu rostro el miedo a fracasar
porque la angustia me ha arrancado la risa de cuajo


Es verdad Estoy triste
Tengo atosigado el pensamiento
dolientes los extremos de la respiración
y en el centro una luna vomitando sangre


Tú sabes que estoy triste
Que esta forma de gemido no es mía
Observas desde el amor esperanzado
y me dices sonriente -Te siento triste-


Discúlpame si estoy triste
Si me paseo lúgubre por tus entrañas renacentistas
con tanto viento


Sabrás que no estoy triste
cuando ascienda de las profundidades en las que aún buceo
para sonreírte el beso exacto.

martes, 5 de junio de 2012

De azúcar libertino

Tan indigno de ti, casi proscrito,


y a la vez deshecho de tu risa
genésica, instintiva, casi loca, 
que me ofreces orillas de tu boca,
una y otra vez, y otra. Sin prisa.


Al cabo de ajustadas madrugadas
de llantos y temores encogidos, 
bañamos nuestros cuerpos malheridos,
con mieles de dulzura imaginada.


Me gustas de azúcar libertino.
De algarada de lenguas y caricias,
te sueña, agradecido, mi destino.


Me gusta la entretela de tu esencia.
Las postales que envías desde el alma,
liberan de vergüenzas mi conciencia.

jueves, 24 de mayo de 2012

Velas

Velas
Desnúdate dijiste y ya no había
ropa que separase tu piel de la mía
Llovían lágrimas de amor que aún me queman
y tus ojos estaban encendidos
como velas


Hay tanto que decir y tanto siento
que la vida la recojo de tu aliento


Velas
Cuántas cosas soñamos sin decirnos
Quiero viajar contigo
Da igual dónde te vayas
yo te sigo


Amor de frente amor de madrugada
amor que se derrama por mi almohada


Velas
Siento el corazón a impulsos de tus venas
mientras sigues encendiendo cada día más velas


Hay tanto que decir que no te digo
y mientras duermes te lo susurro al oído
Hay tanto que sentir y tanto siento
Que la vida la recojo de tu aliento


Tus labios son mis velas.

Silencios de tus ojos

Cada vez que pretendo cantar lo que siento por ti
me descubro perdido entre lunas.
Ya no sé escribir.
Ni siquiera qué tono elegir.


Demasiado difícil descifrar las lágrimas preciosas de mi atril.
Imagino tu boca y emborrono verso tras verso,
papel tras papel, sin decir
lo que mi boca sabe.


Sabe mucho más que yo, que no sé nada.
Que si no te tengo, me quedo sin alma,
porque mi alma eres tú.


Tus ojos, susurros de tus ojos, sonrisas de tus ojos, miradas de tus ojos.
Tus ojos, amores de tus ojos, caricias de tus ojos, silencios de tus ojos.


Una letra escondiendo tu rostro, es bastante para despertar
mil alucinaciones, que van desde un soplo de brisa,
hasta sentir clavado un cristal,
o un trocito de rojo coral.


¿Demasiado veloz este vuelo piloto de un jet de papel?
Dejo que los vientos me guíen.
No importa si es hacia la gloria o contra una pared.
Sólo sé que te quiero tener, y tenerte no es querer coger.
Tenerte es soltarte.


Y sabes, mejor que yo, que no sé nada, 
que si no te tengo, me quedo sin alma, 
porque mi alma eres tú.


Las palabras de tus ojos.

Excanción

Hoy corren vientos que mueven molinos,
moliendo semillas que no son de trigo.
Son grano de muertas, simiente de vivas,
el polvo más dulce de mis examigas.

Con el corazón en la mano,
diré, antes de perder la razón,
que trato de decir que te amo,
y estoy diciendo: adiós, examor.

Excusas, excesos, extraños, extensos,
exactos, exangües, exiguos, expuestos.

Hoy llueve en mi cara. Estoy frente a tu puerta,
ya poco me importa cerrada o abierta.
Me tengo a mí mismo y dudas importantes.
Regalos mojados de mis examantes.

Hoy dice mi estrella, que tenga paciencia.
Que no va a dejarme tener experiencia.
Y al brotar la sangre mancha las paredes.
Pero ya no es culpa de mis exmujeres.

Trovador

Me he sentado a esperarte en la vieja casa
donde a veces cantábamos tú y yo
le he contado al fuego lo que nos pasa
con el corazón


Dice el fuego que si espero desesperas
y que si esperas tú desespero yo
Vamos a ver que hacemos con esta historia 
o con esta canción


Yo seguiré esperándote hasta que llegues
y si no llegas no dejaré jamás
de hacer canciones para cantarlas 
con mi soledad


Dicen las brasas que si te espero marchas
y que si yo me marcho tú volverás
A esta canción estoy viendo que le falta
tu voz de cristal


Al trovador estoy viendo que le sobra
sentarse a esperar.

Miedos

Más de media vida tardé en encontrarte
Al no saber si me buscabas tuve miedo
Miedo que me construyó una jaula
de barrotes que estaban muy a tu lado


Cuando decidí borrar barrotes
supe que me buscabas perdí el susto
sin temer me volví transparente
dejé de transformarme y esconderme
Sobre todo de tenerme miedo a mí


Cuando ahora miro si no veo
espero a que haya luz en el camino
para no caer al dar un paso falso
si no es encima de tu cuerpo


De noche investigo tus perfiles
tus ojos que se abren como los míos
Rozo la levedad de tus sendas silenciosas
iluminadas por la llama de la vida


En las mañanas bailo contigo
las danzas de las libertades más leales


Este epítome lo ratifico y verifico
si excluyo el colosal combate
con los brotes de los árboles frutales 
de tu insuperable pecho.

ABC

Amar
Besar
Cielos
Dorados
Eternos
Forjando
Gozos
Hermosuras
Íntimos
Jardines
Kilométricos
Linda 
María
Nubes
Orgasmos
Pareja
Quitando
Ramas 
Sobrantes
Tetas
Únicas
Vestimenta
Weekend
Xxl
Yunta
Zen.

I love U

I love live
Life laughs me
Me loves you
you laugh too


You love me
Me laughs life
Life loves you
Love you two.

Anoche

Anoche, mujer de loto,
con tu alquimia desde el fuego,
del amor forjaste plomo
y del plomo hiciste acero.

Licuada

Bella amada del sinnombre
Licuada flor rosa y blanca
Compañera en la esperanza
te sigo no importa dónde


Delicada orquídea tierna
Luz calor de la mañana
No tengas miedo a la espada
Mi escudo te cubre ¡Sueña!


Espiga de verde trigo
mirando a tu blanca luna
Mi corazón se desboca
Es más que amor lo que digo.

Buenas ideas

No he de preocuparme de nada
ni salir en busca de leña
Cuando cese de flotar la nieve helada
se divisará lo recio de la peña


Ni tan sólo un pie removeré de mi camino
mientras queden brotes tiernos a la vera
ya que pronto llegará la primavera
pisaré sobre rocío cristalino


No andaré lejos de mi cabaña
aunque arda con el fuego de la duda
Bien conozco que la brasa de cizaña
se deshace con el brillo de la luna


Ni una mano sacaré de mi bolsillo
para hurgar entre tierra ya removida
porque sé que allí se encuentra la guarida
de la música purísima del grillo.

Canción

Para esta canción
voy a hacer trizas la luna
la métrica y a ti
Porque ya vale de amores apagados
y tú me estás pidiendo guerra


Para esta canción
dejaré a un lado tu alma 
y me fijaré en tu piel
en las curvas que me enseñas
en tus muslos y también
en el monte entre tus piernas.

miércoles, 28 de marzo de 2012

Luna vacía

Esa impenitente libertad que tengo presa
torturada cruelmente
agonizante
doliente y callada

La que no se queja en tus prisiones
ni permite que limites sus latidos
sordos y precisos
como el goteo de lágrimas que recuerdo del futuro

Esa limpísima libertad encarcelada
te llama
Aunque no respondas grita tu nombre
en silencio necesario y sempiterno

Grita tu nombre estridentemente muda
Con la lengua mordida por la duda infame
inexacta aberrante desolada
quizá cadáver

Esa impenitente libertad que te importuna
quebrando sus cuerdas vocales
arrodillada bajo la luna vacía de tantas noches
cantando baladas que no puedes entender

Esa libertad que tienes mía
la que rotunda le sonríe a los grilletes
es libre
por estar encadenada a ti.

miércoles, 14 de marzo de 2012

Anfiteatro

Me has clavado esos ojillos trigo,
lúgubres, perdidos, sin mirada
con que traspasaste cosas tales,
que no las disculpan las palabras.

Ojos sin vergüenza ante la duda,
ni la palidez de las mortajas.
Puede que me digas lo que quieras.
Puede que me quieras lo que hagas.

No te hará falta poner empeño
para conseguir lo que te falta.
No necesitas lo que yo siento
para ser más tuya que mañana.

Pero esas palabras desbocadas,
cuando ya ni el tiempo intervenía,
han podido ser tan deliciosas
que no exista dios que las bendiga.

Déjame ser en tu anfiteatro,
ese personaje que veías.
Permíteme ser de tu escenario,
algo más bonito que agonía.

Simplemente

Simplísima insolencia, pura vida.
Desgárrame la sien, está vendida.
Que duele no lo dudes un segundo.
Revienta mis oídos, este mundo.

Muérdeme los labios, insensata.
Cómemelo todo ¿Quién descarta
pasiones, aventuras, emociones,
disculpas, amoríos, diversiones?

Aquí te espero, mi fiel compañera.
Que puedas con mi vida yo quisiera.

Amiga

Tan mi amiga eres. Tanto hiere
todo lo que soy tu sufrimiento.
Tanto estoy penando este tormento,
que el amor más raso no me quiere.

Quiéreme tú, Eros, rodilla en tierra
lucho lo que puedo en esta guerra.
Mira que sé bien que, ni querido,
podré ser siquiera amanecido.

Duelan y se claven, purulentos,
los clavos que hinqué músculo adentro.
¿No fui yo quien inició el tormento?

sábado, 25 de febrero de 2012

Nada

Usé a tu lado
todos mis puntos
No tengo nada
con que dar muerte
a este poema

domingo, 19 de febrero de 2012

El anillo no me deja dormir. (Un mini-relato).

Son más de las cuatro de la madrugada y tengo los ojos como platos. El anillo de mi mano derecha no me deja dormir desde hace días. 

Es curioso, porque nunca me ha molestado antes. Siempre nos hemos respetado y hemos cumplido el pacto que hicimos al conocernos: él me habla, brillante, de ti. Y yo lo giro y lo giro cuando me pones nervioso. A él, eso le gusta.

Nunca ha sido tan impertinente. Al contrario, era una compañía muy cálida, especialmente si no estabas tú. Pero, de pronto, no hace más que parlotear como una cotorra, recriminándome cosas que no dependen de mí, hablándome de sueños que no puedo reconocer, y cantando fados cada vez que intento adormilarme.   

Varias veces he pensado en quitármelo y guardarlo en un cajón, pero no he sido capaz de hacerlo, pienso que con el anillo en el dedo soy más tuyo, ya ves. Sin embargo ha llegado un momento en el que, sin poder soportar tanta murga, he tirado de él. Pero se agarra como nunca. No puedo creerlo, siempre ha salido sin problemas y ahora parece adherido a la piel.

He decidido amputarme el dedo, así están las cosas, y él ha empezado a mover mi brazo de acá para allá y a insultarme, grosero, sabedor de que durará poco en mi mano. Quizá quiera terminar su trabajo antes de ser arrancado.

Con tal presión que me obliga a romper a llorar, amoratando primero mi dedo y después mi corazón, tira de mi mano y la lleva hasta ti. Ignorando mis protestas, tus deseos, nuestras diferencias y las lágrimas de plata que brotan de nuestras miradas.
Coloca mi dedo sobre tus labios, creo que te está molestando. Estamos tensos, indecisos, muertos de ignorancia. Tiro de mi mano con todas mis fuerzas. Tú la sujetas entre tus dientes con todas las tuyas, queriendo atraparla en tu dulzura. El anillo al caer al suelo, toca una campanilla transparente, que nos despierta a una realidad desnuda.

Mi anular es tuyo para siempre. Ahora no miento si digo que eres mi mujer. 

viernes, 17 de febrero de 2012

Noche de lenguas mordidas

Entre la maleza de una noche
de lenguas mordidas
se interna suicida mi corazón 
que persigue la ilusión de un ánima tuya
huidiza y deseada
como tus senos de cristal adolescente

Te escapas porque yo en sueños
incapaz de mover mis piernas de plomo
no avanzo
Impotente en este amor espeso
que se ha quedado sin saliva

Y me odio 
por no ser capaz de alcanzarte
detenerte y obligarte ferozmente
con la violenta brutalidad del aliento
desnudo y amable
a no escupir de tus labios caprichosos
lo que llevas en el corazón prendido

No te arrepientas jamás 
aprieta lo que puedas tu paso
alejándote magnífica de mí

Si llego a ti acabarás como este cuento
moriré yo de tus dolores
o no tendremos más remedio
que permitirnos ser honrados
y entregarnos derrotados los amores.

lunes, 13 de febrero de 2012

Que esto quede entre tú y yo

Añoro los segundos y el calor
que no deseas compartir conmigo
y dejo aquí un hombro amoroso
por si de tu mirada caen espejos

añado también dos manos firmes
para acariciar ternuras tuyas
estos oídos enamorados
que escucharán todos tus suspiros

unos brazos largos extendidos
donde cobijarte si la vida enfría
mis noches que van a ser eternas
por si ciega la luz del mundo absurdo

dos ojos ansiosos por mirarte
si decides desnudar una utopía
varias sonrisas efervescentes
para compensarte las tristezas

un te amo susurrado tan suave
que no molestará si no deseas sentirlo
además te regalo lo que pienso
por que así tú misma te acompañes

mi esperanza inagotable y mi ilusión
donde podrás encontrarme siempre o nunca
según lo deseen tu alma tu piel tu sueño

dejo también aquel beso 
la lágrima que pierdo si digo tu nombre
lo que de mí queda por si algo te gusta

y me llevo tu "te amo" Amor
aunque si quieres te lo devuelvo.

martes, 7 de febrero de 2012

En torno a tu cama

La luna se está mezclando
con lo precioso de tu caricia
ese capricho que me has regalado
porque me he hecho tuyo 
siendo mío del todo

Y es tan cruel la luna nuestra
que nos estremece las pasiones
nos junta las bocas de ansiedades
para robarnos la piel 
antes sentida

y los ojos
esos que me han mirado el alma
mientras ibas de mi brazo
se han perdido en el bolsillo de mi instinto
por siete infinitos

siguen iluminando la oscuridad
a la que sin ti me precipito
y me acarician
aún más que los dedos tuyos
o tus labios de azúcar

Dichosa la penumbra 
en la que te me ofreciste
malvada aquella luna
que dibujó luces en tu ventana
cuando tú quisiste 

llevarme a la cama.

lunes, 6 de febrero de 2012

Dolor de ti

La una, las dos, las tres
de esta noche desarropada,
a la que el sueño no se asoma
por hacerte espacio en mí.

La una, las dos, las tres.
Mil veces tu voz repasada,
desde el llanto hasta la boca,
para no poder dormir.

Las cuatro y las cinco.
Imposible caricia tuya.
Claridad de la alborada
obligado a no vivir.

Las cuatro y las cinco
de una desilusión muda.
Dolorida madrugada
que amenaza con el fin.

Las seis y salgo a no verte.
Las siete mueren sin ti.

martes, 31 de enero de 2012

Hacer contigo el amor sin usar esa palabra

Hoy necesito reír contigo
Ser tu sonrisa hasta morirnos de risa
Mirar estrellas
Sin pensar adverbios ni poemas
Hacer contigo el amor
Sin usar esa palabra


Hoy necesito que juegues conmigo
Ni una tristeza ni sentar la cabeza
Correr tras de ti
Y rodar contigo luego
Acariciando tu piel
Sin que tú te estremezcas


Hoy necesito ser feliz a tu lado
Con un abrazo despistar al pasado
Sentir tu boca
Sin quedarme luego hecho un idiota
Introducirme en tus ojos
Sin que brillen miradas


Nada de noches
Nada de lunas
Nada de velas
Hacer contigo el amor
Sin usar esa palabra


Hoy necesito tus licores
Ni una palabra sobre amores
Esta canción
Que no me cuenta nada tuyo
Y hacer contigo el amor
Sin usar esa palabra


Hacer contigo el amor
Y llamarlo mi Universo.

lunes, 30 de enero de 2012

Muerto de vivir

A cada pisada del frío aliento
Me clavo tus palabras ya dichas
Pero que ahora producen heridas nuevas
Con cada diminuta respiración
Punzantes púas de tallo de rosa negra

Sigilosamente me elevo muy alto
Y me dejo caer de golpe al suelo
Por que se me rompa el tiempo
Que pasó indocumentado y traficante
De dolores y vómitos coagulados

Ahora amada estoy aterrado
Arrugado quejumbroso y marchito
Porque me excluyo del mañana

Estoy más que muerto de vivir
Por eso soy únicamente tuyo
Siendo tú mi paraíso.

jueves, 26 de enero de 2012

Cuando ella quiera

Ensordecedor su silencio, pleno grito
Sonando cruel en los contornos de mi sangre.
Parado el corazón, por que no oiga al amante
En que pueda reconocer los ritmos míos. 

Respiro, apenas para mantenerme vivo,
Aunque quisiera correr a saciar mi hambre.
No puedo incomodar a aquella, a quien confío
Desnuda, el alma, que quisiera regalarle
Oculta en caricias, verdades, e infinitos.

martes, 17 de enero de 2012

Libre en ti

Qué bonita eres cuando eres tú
Sin ocultarte
Cuando conoces mis manos
Risa de color otoño
Cuando sabes que sólo tengo un corazón
Y es tuyo todo

Cuánto dolor produce tu prudencia
Si te escondes
Mil lágrimas mías sobre tus temores
Mil lágrimas tuyas sobre el miedo mío
Frío llanto de color invierno
De agonía

Te siento cálida y cercana
Apoyada sobre el hombro de mi beso
No quiero que mañana con el alba
Ocultes tu rostro
Entre esas finas manos tuyas
Que ahora me acarician

Estás conmigo y tu sonrisa
Se ha hecho una con el cielo
No hay felicidad más abundante
Que la de verte así
Rotas las amarras de tu mesura
Libre en ti

domingo, 15 de enero de 2012

A Núa, princesa de Cam.

Tu hermoso rostro
Que tanta belleza aportó
A las pinturas de tu tribu
Es el tótem de mis ojos
Y cuando de nuestro placer
Se desfigura
Con la danza del amor
Te tornas Diosa.

domingo, 8 de enero de 2012

Ardua tarea conseguir que te odie

Ayer inflamaste mi noche de carcajadas
Me amaste y me pediste el aliento
Que ya atesorabas entre tus manos vacilantes
Hace ahora mismo dos eternidades y cuarto

Te lo di de nuevo sangrando transparencias
Pero tus ojos tuvieron la certeza de verlo
Aún así solicitaste mi ayuda incrédula
Sabedora también de que ya la tenías

Amar es muy simple fueron tus palabras
Yo digo que ni tan siquiera es
Ocurre inevitable y soberbio
Es el único verbo que se conjuga solo
Latido a latido de nuestra experiencia

Lo difícil es seguir amándome
No queriendo olvidar que un día te mentí
O ignorando mis desbordadas verdades

Lo difícil es seguir amándote
Mientras trabajas meticulosa
En la ardua tarea de conseguir que te odie

Hoy he ido a rescatarte iluso ilusionado
Porque tú me lo pediste y porque
Cómo voy a odiarte cuando tanto amo

A la amenazante torre de dudas trasnochadas
En la que te empeñas en permanecer prisionera
Temerosa de ser amada en exceso

Y una bruja me ha quemado la escalera.

viernes, 6 de enero de 2012

Tu regalo de Reyes

Soy tu regalo de Reyes
Traído desde el Lejano Oriente
Golpeándose en el camino polvoriento
Con tus otros presentes
Los que cambiarás mañana

Ha pasado una pizca dura de vida
Desde que me elegí para ti

Tiempo en que he estado buscando
Hasta encontrarme por catálogo
Llegar en un paquete hasta tu puerta
Desenvolverme a conciencia
Sin dejar siquiera el lazo

Cayendo fetichista en tu zapato
Sin champán

Tanto desea estar mi alma en tus manos.

lunes, 2 de enero de 2012

La niña del espejo.

Ven a mirarte, niña,
a la orilla, en luna.
Déjame que te muestre
lo que te ocultas.

Lo que te ocultas, niña
empapada en besos.
Préstame tu figura,
yo te sostengo.

Fíjate en el reflejo
de esos amantes.
Si te parece bello,
que no se aparten.

Que no se aparten, niña,
que bailen juntos
flexibles maravillas,
como dos juncos.

Disfruta lo que eres
con diez sentidos.
Espejos de placeres,
tus ojos míos.

Ven a mirarte, amada.
Ven que te vea.
Bendita madrugada
en tu marea.

Marea de tu cuerpo,
esculpida viva.
Llévate este recuerdo
en la mochila.